Friday, June 1, 2012

10 millones de tilapias y 10 millones de chilangos

Hace unos días, en nuestro proyecto de Xochimilco, logramos hacer un cálculo preliminar  de cuantas tilapias hay en los canales. Las tilapias son una especie de pez originaria de África que ha causado muchos estragos en lagos del mundo y que se introdujo como acuacultura. En este cálculo encontramos que hay cerca de 10 millones de tilapias. Esa cantidad habita en 160 kilómetros de canal. Esto quiere decir que si se camina por la orilla de uno de los canales, por cada paso  hay cerca de 63 tilapias.

Eso es un mundo de tilapias.

¿Cómo le hacen las tilapias para sobrevivir en tales condiciones? Ha de ser muy dificil vivir chocando unas con otras. ¿Qué comen? Lo que no come nadie más. Comen algas, y principalmente lodo (que no es otra cosa que todo junto muerto y podrido). Cuando las tilapias están en este tipo de condiciones (con poca comida de baja calidad) dejan de crecer y utilizan toda la energía sólo para reproducirse. Se sacrifican, quedando enananas, con tal de tener más hijos que las demás. Pero como todas las tilapias hacen lo mismo, el resultado es una gran población de tilapias enanas que sólo se dedican a poner huevos.

Como las tilapias, los chilangos somos alrededor de 10 millones en el Distrito Federal. El DF es un área mucho más grande que los canales de Xochimilco, pero los humanos somos cerca de 400 veces más grandes y necesitamos más espacio y más energía.

Algunas de las tilapias pescadas en Xochimilco
A diferencia de las tilapias nuestra estrategia no es el buscar tener la mayor cantidad de hijos posibles cuando nos falta comida. Pero al igual que las tilapias, si estamos sacrificando muchas cosas. Estamos sacrificando calidad de vida.

El problema es que nuestro sacrificio nos va a llevar a tener cada vez peor calidad de vida. Hay muchos ejemplos de como los chilangos estamos perdiendo calidad de vida, la movilidad es uno de ellos. Para movernos necesitamos de algún tipo de transporte. Puesto que somos muchos y el transporte público es de muy mala calidad, todos los capitalinos ansiamos con tener un auto y cada día los autos están más al alcance de los bolsillos.

Así, cada año entran a las calles de la ciudad unos 250mil automóviles que hacen  un tráfico insufrible. El tráfico provoca que todos nos retrasemos en llegar a nuestro destino. Pero los que vamos en transporte público nos retrasamos mucho más que los que vamos en automóvil. Por lo tanto, cada día existe más demanda por obtener un auto.

Así, generamos un círculo vicioso en donde cada día tenemos más autos, más tráfico y por lo tanto tenemos más necesidad de comprar más autos. Justo como las tilapias que cada día son más y tienen necesidad de reproducirse más. 


En esta ecuación, el círculo vicioso incluye la visión simplista de hacer más calles para reducir el tráfico. Pero con este crecimiento de autos las calles estarán saturadas en mucho menos tiempo del que se construyen.
¿2o piso aquí? Fuente: http://zeptymuz352.wordpress.com/
Por ejemplo si la Supervía sirviera, como dicen tanto el gobierno como las constructoras, tendría un aforo de unos 60mil autos en el mejor de los casos. Esto es sólo una cuarta parte de los autos que entran a circular cada año al DF. Si quisiéramos resolver el problema del tráfico con más calles tendríamos que duplicar las avenidas que hay ahora en menos de 16 años, incluyendo callejones  (imagínense el Callejón del Aguacate de Coyoacan con segundo piso) y el doble de cajones de estacionamiento (parquímetros en reforma con dos pisos). Es como si quisiéramos resolver la sobrepoblación de tilapias haciendo segundos pisos de canales.

Ahora bien, desafortunadamente para el 70% de la población, sólo el 30% de los capitalinos tienen la posibilidad de tener un auto. Imaginemos que algún día se llega a reducir la desigualdad económica anhelada por todos y que el 70% se pueda comprar un auto. Eso sería muy bueno para la industria automotriz, pero el tráfico sería imposible

Es por lo tanto necesario modificar la ecuación para romper este círculo vicioso. Una forma sería limitando el número de carros. Pero esa medida autoritaria es poco viable en una democracia como la nuestra. Además sería injusta. La otra forma es desincentivando el uso del automóvil e incentivando el uso del transporte público que es por definición bastante más eficiente para mover a la mayor cantidad de gente.

¿Esto en Reforma? Fuente: tuaviso.com
No se trata de obligar que los que tienen menos recursos no usen el automóvil, se trata de que todos tengamos la posibilidad de escoger entre usar el automóvil y usar el transporte público. Y el tener un transporte público suficientemente bueno como para escoger la mayoría de las veces esta segunda opción. Esta es la única forma de romper el circulo vicioso.

Pero estamos caminando en sentido contrario. Cuando se construyen segundos pisos o Supervías, lo que se está haciendo es promoviendo el uso del auto y en pocas palabras acelerando la inercia del círculo vicioso, que cada día será más difícil de detener. 


Lo más triste es que esto lo saben tanto las constructoras (Copri, OHL e ICA) como el GDF. Lo más triste es que a ellos sí les conviene este círculo vicioso. Les conviene por diferentes razones, pero ninguna de ellas nos beneficia a los 10 millones de chilangos, más bien nos perjudica.

Uno de los factores que nos llama la atención a los ecológos en lo que le sucede a la tilapia, es que tarde o temprano tienen muertes masivas. Esto sucede porque el mismo ecosistema no puede aguantar ese tipo de círculos viciosos y muchas tilapias mueren. Aunque no se crea estas muertes catastróficas son muy comunes. Los chilango deberíamos de tomarlo como una advertencia.

No comments:

Post a Comment