Saturday, May 14, 2011

Las Ballenas de ICA en Xochimilco

En los últimos años Xochimilco ha atraído a grandes mamíferos acuáticos. Alguien puso un manatí en sus canales para que se comiera el lirio. También, el acuario más grande de Latinoamérica piensa contar con delfines y manatís (otra vez) como atractivos. Pero ahora ICA, la compañía constructora, ha roto todos los records queriendo construir en Xochimilco las “ballenas” que necesita para hacer el segundo piso.
Este es un claro ejemplo de los “efectos secundarios” que genera una obra de como ésta. Esta obra se vende como ecologista pues, dice, va a reducir el tráfico y la contaminación. Pero nunca se habla el deterioro que va a generar en la zona chinampera el poner una fabrica de ballenas, o el crecimiento urbano que esto va a producir en el Xochimilco cuando termine la construcción de estos cetáceos de cemento y varilla.
Con este hecho también resalta la visión de muchos desarrolladores y gobernantes de la ciudad en el que ven a Xochimilco como “el lote baldío más grande de la ciudad”. Dentro de esta visión ¿qué mejor que utilizar una tierra ociosa y pagarles a los campesinos 4mil pesos mensuales por utilizar sus tierras? Ni los servicios ecosistémicos que provee Xochimilco, ni incrementar la desigualdad al darles una minucia económica a los chinamperos parecen ser factores relevantes en su plan de progreso de esta ciudad.
Esperemos que esta idea se rechace, porque sería una catástrofe para el último humedal de la ciudad. La bondad ecológica de una obra no se alcanza con letreros en el Periférico indicando que con el segundo piso se va a tener más tiempo en casa para poder ver telenovelas.

No comments:

Post a Comment